jueves, 30 de mayo de 2013

2 años de cárcel a quien "insulte" en internet, aprueba PRIAN enNL #noteestésburlandocabrón

Por Victor Hernández Ahora resulta que por subir una imagen o video a Twitter criticando a alguna autoridad o figura pública, lo pueden ...

Ahora resulta que por subir una imagen o video a Twitter criticando a alguna autoridad o figura pública, lo pueden castigar a uno con hasta 2 años de cárcel.



Sí; el PRI y el PAN mayoritearon una reforma al código penal de Nuevo León para que sea tipificado como delito el "exponer a la deshonra" a alguien en internet por medio de fotos, videos o texto.



Lo hicieron agregando un artículo 345 bis al código penal de Nuevo León que dice lo siguiente:


"También se considera difamación quien utilice cualquier medio electrónico para difundir, revelar, ceder o transmitir una o más imágenes, grabaciones audiovisuales o texto para causarle a una o varias personas la deshonra, descrédito, perjuicio o exponerla al desprecio de alguien".



La sanción por hacer eso es hacer trabajo comunitario. De reincidir, de 1 a 2 años de prisión y una multa económica.



Sólo un diputado perredista votó en contra de esta idiotez y un petista se abstuvo. Los demás, principalmente del PRI y del PAN votaron a favor usando como prestexto quesque están combatiendo el cyberbullying.



En realidad se trata de una burda maniobra para censurar redes sociales. El cambio al texto del Código Penal de Nuevo León jamás da una definición precisa de lo que constituye el cyberbullying y, por el contrario, hace al texto tan genérico que puede aplicar a cualquier crítica a quien sea.



¿A quién se critica más en redes sociales? A los gobiernos y figuras públicas, desde luego; a los gandallas y a los que actúan con prepotencia.



Peor: nisiquiera se tiene que usar un insulto para ir a la cárcel. Si alguien se dice aludido y expuesto al desprecio de la gente, ya con eso basta para que la policía actúe contra quien lo critique.



De haber existido esa reforma con anterioridad, tal vez no hubiera trascendido el caso Lady Profeco o actualmente el de la Lady Senadora.



No podría nadie mentarle la madre a Enrique Peña Nieto ni podría nadie quejarse por los impuestos que no pagó Televisa.



Más grave: ¿bajo qué jurisdicción piensan aplicar esto? ¿Si alguien en Sonora insulta a alguien en Nuevo León ya es delito? ¿Cómo va a intervenir el gobierno si las redes sociales se manejan con servidores que no están en México?



Se trata de una ley retrógrada y más bien propia de un régimen dictatorial. PRIANista tenía que ser.



Recuerden eso a la hora de ir a las urnas.